A Cora Páez de Topel Capriles

A Cora Páez de Topel Capriles
A Cora Páez de Topel Capriles, gran amiga de Aziz Muci-Mendoza, él le recordaba al compositor de mediana edad Gustav von Aschenbach, protagonista de la película franco-italiana "Muerte en Venecia" (título original: Morte a Venezia) realizada en 1971 y dirigida por Luchino Visconti. Adaptación de la novela corta del mismo nombre del escritor alemán Thomas Mann.Se trata de una disquisición estético-filosófica sobre la pérdida de la juventud y la vida, encarnadas en el personaje de Tadzio, y el final de una era representada en la figura del protagonista.

domingo, 20 de abril de 2014

Traición a la patria tiene apellidos: Chávez-Maduro. Cuba, país paupérrimo, con el permiso del alto gobierno invadió, colonizó y se ha chupado a Venezuela y del bagazo no podría ni sacarse el PPG, el infame viagra cubano que no levanta polvo ni el tráfico.

Mostrando image002.jpg

Elogio del saqueo...

Con el dinero que se regala podríamos dar más esperanza a nuestros pacientes pobres...

RAFAEL MUCI-MENDOZA |  EL UNIVERSAL
domingo 20 de abril de 2014  
Traición a la patria tiene apellidos: Chávez-Maduro. Cuba, país paupérrimo, con el permiso del alto gobierno invadió, colonizó y se ha chupado a Venezuela y del bagazo no podría ni sacarse el PPG, el infame viagra cubano que no levanta polvo ni el tráfico. Una enorme masa de dinero sustraída en tres lustros, no ha traído felicidad al cubano siempre tan ruinoso, tan oprimido, tan chancletudo y desnutrido. Para nosotros ha sido peste, engaño y atraso; un mal negocio.

La medicina nostra nada ha obtenido de la atrasada que se ejerce en la isla ni de sus fábricas en serie de médicos malformados con fallas multiorgánicas. Nunca se han acercado a nosotros a darnos sus luces, a compartir su medicina de avanzada y se han refugiado sus CDI¿s donde dinero y exámenes sin criterio clínico no faltan, pero sí el acumen que da el estudio y la preparación en libertad. En Chile, de 477 médicos graduados en universidades extranjeras que tomaron el Examen Único Nacional de Conocimientos de Medicina, sólo aprobó el 20%; el 80% de los raspados eran cubanos. Igual ha ocurrido en Brasil donde fallan exámenes debido a la mala calidad de la medicina isleña. Alrededor de 30 mil cooperantes isleños, supuestamente médicos, espurios, empleados en la Misión Barrio Adentro ejercen sin la reválida legal requerida y fueron aprobados a la brava por el Colegio de Médicos Metropolitano. ¿Qué mejor ejemplo de traición a la patria y a los elevados valores de Vargas y Razetti?

Por fortuna, ya más de dos tercios de la población saben y rechazan lo que hacen y qué vienen a buscar en nuestra patria. Un ejemplo de entreguismo y bajeza, de privilegiar al extranjero por sobre el nativo. Con el dinero que diariamente se regala podríamos dar más esperanza a nuestros pacientes pobres. 


Addendum



La posesión de nuestro país Venezuela por Cuba, una nación extraña y
miserable, es desde largo un hecho que quizá no tenga antecedentes en el
mundo moderno. Simplemente entregar todo en forma indebida sin recibir nada
a cambio en pos de una ideología tantas veces fracasada, es algo
inentendible. Sufrimos un síndrome de Estocolmo-¨plus¨, pues habiendo sido
maltratados por el invasor y opresor, guardamos un sentimiento de gratitud
por haber sufrido daño físico, económico y moral y aún, porque se nos
permita medio sobrevivir. La posesión del país por otros es ya un hecho y la
ceguera virtual del venezolano una realidad.

No hay que ser demasiado despierto para palpar la ruinosa situación
sanitaria del país -entre otras-. La destrucción sistemática de la medicina
pública ha traído de la mano la aniquilación de la medicina privada. El
desabastecimiento de insumos necesarios para cirugías, medios de
diagnóstico, simples tratamientos y seguimiento del hombre enfermo, es
moralmente inaceptable. No podemos calcular el número de muertos y baldados
por la miserable conducta.

Es inadmisible, pero así ocurre, que Cuba recibe por cada médico 130 mil
dólares anuales, lo que constituye 27 veces el salario de un médico
venezolano. Ello, a pesar que en toda la geografía mundial donde son
enviados como mercancía de utilería tienen el mayor porcentaje de fracaso en
exámenes de suficiencia.

A pesar de todo, como los cubanos, estamos inmersos en la desesperanza e
indefensión aprendidas... Muy bien aprendidas.

rafaelmuci@gmail.com
Mostrando image003.jpg

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada